Invencible Partido del Trabajo de Corea

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El 10 de octubre es fecha de la fundación del Partido del Trabajo de Corea. Justamente este día de 1945 de hace 71 años fue constituido el PTC, que es organizador y orientador de toda la victoria del pueblo coreano.

El PTC tiene el kimilsungismo-kimjongilismo, cuya quintaesencia son la idea Juche y la Songun como su ideología rectora.

La Idea Juche de que el dueño de la revolución y su construcción son las masas populares y la fuerza que las impulsa la tienen también estas, y la Songun de priorizar los asuntos militares y tomar al ejército por el grueso para impulsar la revolución y su construcción son planteadas por Kim Il Sung, Presidente de la República Popular Democrática de Corea en junio de 1930 cuando Corea estaba bajo la ocupación militar (1905-1945) de Japón.

Desde entonces la revolución coreana, bajo la bandera de estas ideas, ha recorrido la trayectoria coronada de victorias.

Kim Jong Il, Presidente del Comité de Defensa Nacional de la RPD de Corea, heredero de la ideología y causa de Kim Il Sung, durante todo el tiempo en el que dirigía el Partido, verificó al pie de la letra las mencionadas ideas.

Tempranamente presentó una orientación de identificar a toda la militancia con el kimilsungismo, la ejecutó constantemente y después de deceso (8 de julio de 1994) de Kim Il Sung, definió, lo mismo que la idea Juche, también la Songun como la gran idea rectora del PTC y procuró que la construcción de este y sus actividades respondieran estrictamente al postulado de la idea Juche y la Songun. Como resultado, el PTC se ha hecho más poderoso, un organismo ideológicamente puro, impregnado plenamente solo de la idea Juche y la Songun, y que aun ante los avatares de toda ralea de la historia mantiene invariablemente su principio. Precisamente he aquí una de las razones importantes por las que él, a finales del siglo pasado, pese a las extremadas maquinaciones de aislamiento y supresión de las fuerzas aliadas imperialistas mantuvo invariablemente, sin ningún titubeo ni desviación, el socialismo. Quisiera subrayar que la idea Juche y la Songun son reconocidas ampliamente por los pueblos progresistas del mundo como el ideal directivo de la causa de independencia de la humanidad.

¡Manifestemos en lo más alto el poderío de la unidad monolítica!

¡Manifestemos en lo más alto el poderío de la unidad monolítica!

El Partido del Trabajo de Corea está unido y cohesionado férreamente.

La unidad y cohesión del partido es lo fundamental que determina la invencibilidad y el poderío de este.

La unidad y cohesión del PTC, cuya base fue preparada por su fundador Kim Il Sung, se han consolidado por Kim Jong Il, quien concedió gran importancia a hacer la unidad y cohesión orgánico-ideológicas del Partido basadas en una ideología y la pureza de la obligación moral como un monolito y se empeñó para lograrlo.

La sólida unidad y cohesión del PTC fue llevada a una fase más alta por la política del Songun practicada plenamente por Kim Jong Il a mediados de la década de 1990. A base del espíritu revolucionario de los militares, ellos y el pueblo se identificaron en la ideología y el estilo de obrar y toda la sociedad se preparó como una poderosa fuerza política, llevando la unidad monolítica de la sociedad a una fase extraordinariamente alta.

Por eso, el PTC, cuando los partidos comunistas y obreros de otros países sufrían la división y desintegración, no se mostró titubeante ni en lo mínimo sino que marchó derecho por el camino del socialismo.

El PTC disfruta del absoluto apoyo y confianza de los ciudadanos porque se abniega para ellos.

Confiarse en el pueblo y apoyarse en este siempre lleva a la victoria, pero estar alejado de aquél y abandonado por él, a la derrota, esta fue la máxima de Kim Il Sung.

Kim Jong Il que la había encarnado tal como era, se interesó especialmente por lograr que el PTC fuera partido madre que atendiera bajo su responsabilidad el destino del pueblo. Pretendió que líneas y políticas que se establecieran, aunque fuera una, reflejaran al máximo la aspiración y la exigencia de las masas y lanzó lemas como ¡Todo el Partido, a compenetrarse con las masas! Y ¡Servir al pueblo!, convocando a todos los trabajadores partidistas a que siempre se confundieran con las masas y les sirvieran fielmente. Logró que el país, por muy difícil que fuera la situación económica en la que se encontraba, practicara invariablemente las políticas populares como la asistencia médica y la enseñanza gratuitas.

Kim Jong Un, Primer Secretario del PTC, que lleva adelante, sin desviación alguna, la ideología y la causa de Kim Il Sung y Kim Jong Il, lanzó como el lema del Partido ¡Todo para el pueblo, todo apoyándose en las masas populares! y practica cabalmente la política de amar al pueblo, de apreciar a este. Bajo su dirección hoy en Corea por doquier se levantan sucesivamente las modernas viviendas y centros de las actividades culturales y estéticas para las masas y se dan trascendentales saltos en la construcción de un Estado socialista, poderoso y próspero.

En la actualidad el pueblo coreano, calificando el PTC como el “partido madre”, se lo confía y sigue exclusivamente y está dispuesto a compartir el mismo destino junto con él, lo cual no es casual.

Un partido como el PTC siempre es invencible, esta es la verdad comprobada por la historia.

El Partido del Trabajo de Corea será eternamente triunfante.

Esta entrada fue publicada en EPC, Juche, KHED DPRK RPDC, Kim Il Sung, Kim Jong Il, Kim Jong Un, PTC, Pyongyang, Songun. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s