El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El ejército y el pueblo coreanos celebraron significativamente el Día de la Madre.

Las madres de todo el país rindieron homenaje al Presidente Kim Il Sung y al Dirigente Kim Jong Il al visitar la explanada frente al Palacio del Sol Kumsusan, lugar supremo del Juche donde se conservan los cuerpos de esos grandes hombres, y las estatuas de bronce y las imágenes sonrientes de esos grandes líderes en la colina Mansu y en sus respectivas localidades.

Al recorrer las estatuas de bronce de Kim Jong Suk, Heroína de la Lucha Antijaponesa, erguidas en el Cementerio de Mártires Revolucionarios del Monte Taesong, el distrito Kim Jong Suk y la ciudad de Hoeryong, recordaron su vida revolucionaria.

Se realizaron las funciones artísticas para las madres en la ciudad de Pyongyang, las provincias, ciudades y distritos.

Se ofreció en el Gran Teatro de Pyongyang la función de ópera revolucionaria “Veo la victoria de la revolución”.

Tuvieron lugar la función música, coreográfica y poética “Cuento que narra ‘Arirang'” en el Teatro de Arte Ponghwa, el drama “Vaso sanguíneo” en el Teatro Nacional de Drama y la función circense y de magia del Conjunto Circense Nacional en el Circo de Pyongyang y el Teatro de Magia.

También, los artistas de todas las localidades inclusive las provincias de Phyong-an del Norte, Hwanghae del Sur y del Norte y Jagang ofrecieron las funciones artísticas conmemorativas.

Las madres recibieron las tarjetas de felicitación enviadas por sus hijos e hijas en los puestos de defensa de la patria y los campos de construcción socialista.

Ellas fueron objetos del servicio amable en los establecimientos de servicio gastronómico de todo el país.

KCNA